21. SANTA MUERTE

Año estimado de creación: Sus raíces se encuentran en el culto de los dioses Mictlantecuhtli y Mictecacihuatl, de la mitología Mexica. Mictēcacihuātl (Nahuatl: [mik.teː.ka.ˈsí. waːt͡ɬ], significa, literalmente: "Mujer de los Muertos"), y es la diosa reina del Mictlān, el inframundo; por tanto, su posible creación la podemos ubicar alrededor del año 1300 d.C. Dicha creencia fue profesada antes y después de la llegada de los españoles a México, y finalmente, actualizada como secta durante la segunda mitad del Siglo XX, bajo el nombre de la "Santa Muerte".

Principales libros: Desconocido.

Sede mundial: México.

Deidad principal: Mictecacihuatl.

Número de fieles alrededor del mundo: 10 millones.

Profetas: Desconocidos.

Principales Símbolos de la Santa Muerte:

Principios básicos de la Santa Muerte:

A pesar de ser un culto a la muerte que profesan criminales, asesinos y narcotraficantes, la Santa Muerte ha ganado popularidad dentro de la sociedad contemporánea, y ha asumido un papel cada vez más prominente y polémico en las festividades del Día de Muertos que se celebran cada 1 y 2 de noviembre. También conocida como la Dama Huesuda, los seguidores de la Santa Muerte dicen que su atractivo radica en su naturaleza imparcial y su supuesta capacidad para conceder deseos a cambio de promesas u ofrendas. 

Si sabe algo sobre la Santa Muerte, podría ser de Breaking Bad u otras representaciones populares que muestran a narcotraficantes adorando en un santuario con un esqueleto vestido con un vestido de novia. Como explica el antropólogo Piotr Grzegorz Michalik, esa es la imagen que los medios populares mexicanos presentaron durante años. Pero, argumenta, en realidad, el culto a la Santa Muerte es muy similar a otros aspectos del catolicismo popular, excepto que está más abierto a una amplia variedad de influencias.

Las figuras de la "muerte" han sido comunes en la iconografía católica desde el siglo XIII, surgiendo por la aterradora experiencia de las plagas europeas medievales. Los colonizadores españoles llevaron estas imágenes a las culturas de las tierras que invadieron. La primera aparición documentada de la Santa Muerte como una figura venerada en México se produjo en un informe de la Inquisición de 1797 sobre las prácticas idólatras de los adoradores indígenas. Michalik escribe que, en el momento de la publicación de su artículo en 2011, la imagen de la Santa Muerte se podía encontrar en todo México. Desde 2001, los devotos han colocado decenas de altares al santo popular alrededor de la Ciudad de México, así como más en todo el país. Los devotos de la Santa Muerte rezan con rosarios, hacen peregrinaciones y colocan ofrendas como manzanas, puros y velas en sus altares.

 

 

 

 

 

 

 

El culto a la Santa Muerte es muy similar al culto a otros santos en el catolicismo popular mexicano. A menudo, un santo se volverá popular y será ampliamente adorado en un lugar y momento determinados. Al igual que con la Santa Muerte, algunos de estos no son santos canonizados formales. Los seguidores pueden buscar favores mágicos o curativos. Al igual que con otros santos en el catolicismo popular, los devotos de la Santa Muerte rezan con rosarios, van en peregrinaciones y colocan ofrendas como manzanas, puros y velas en sus altares. El culto también utiliza rituales mágicos derivados de las prácticas indígenas, así como elementos del espiritismo, la santería, la medicina occidental y las ideas de la Nueva Era sobre la energía espiritual. Sus curanderos pueden levantar una maldición, proporcionar un remedio a base de hierbas u ofrecer asistencia a una persona que busca trabajo.

Si bien la fe en la Santa Muerte se puede encontrar en el mundo del crimen organizado mexicano, así como entre las trabajadoras sexuales y las comunidades LGBTQ, Michalik escribe que también tiene conexiones cercanas con un sabor comercial de la espiritualidad New Age. Los devotos de la Santa Muerte tienen sus propias revistas brillantes, con calendarios y carteles gratuitos en el interior. Las revistas presentan oraciones ejemplares, relatos de milagros y fotografías de los ingredientes necesarios para los rituales, disponibles por correo. Los fieles pueden comprar una enorme variedad de figuras de la Santa Muerte, así como productos como cartas del tarot con su imagen.

“Lo que distingue a la Santa Muerte de otros santos populares mexicanos es en su mayor parte su asombrosa facilidad para absorber innumerables elementos de diversos códigos visuales, patrones rituales y sistemas de creencias”, escribe Michalik. Esa flexibilidad puede ser una de las claves del éxito de la Santa Muerte. Hoy, tiene más de 10 millones de seguidores, según R. Andrew Chestnut, incluidos muchos al norte de la frontera con México.

Reclamando el Día de Muertos

Según Andrew Chesnut, autor de Devoted to Death: Santa Muerte, the Skeleton Saint, esta es la religión de más rápido crecimiento en las Américas, con un estimado de 10 a 12 millones de seguidores en todo el mundo. 

Chesnut dice que cada vez más devotos han comenzado a incorporar a la Santa Muerte en las celebraciones del Día de Muertos en los últimos cinco años. Aunque muchos mexicanos no ven ninguna conexión entre los dos, se cree que ambos provienen de Mictecacihuatl, una diosa mexica que presidía un festival de la muerte cada agosto.

Después de conquistar México en el siglo XVI, los españoles alentaron a los lugareños a honrar a los difuntos en el Día de Todos los Santos, lo que llevó al surgimiento del Día de los Muertos como una fusión de creencias católicas e indígenas.

Chesnut dice que los devotos han comenzado a reconocer a la Santa Muerte como la reencarnación de Mictecacihuatl y reclaman el Día de Muertos como su fiesta no oficial, provocando lo que él dice es un "gran pánico" dentro de la Iglesia Católica.

El Vaticano ha denunciado repetidamente a la Santa Muerte en el período previo al Día de Muertos en los últimos años, mientras que los obispos católicos de Estados Unidos se unieron a la condena por primera vez este año. En honor a lo que él llama el "día especial" de la Santa Muerte, el Sr. Santana está planeando una celebración del Día de Muertos con música y baile norteños en vivo. Los asistentes traerán ofrendas como tequila, cerveza, cigarrillos, bocadillos tradicionales y flores para la Santa Muerte y amigos y familiares fallecidos.

 

Santa Muerte: Santa de los desposeídos, enemiga de la Iglesia y el Estado

LOIS ANN LORENTZEN | UNIVERSIDAD DE SAN FRANCISCO

La Santa Muerte ha cruzado la frontera entre Estados Unidos y México durante más de una década, acompañando a sus devotos en sus arduos viajes hacia el norte. También conocida como La Flaquita (La flaca), La Niña Blanca (La niña blanca), La Niña Negra (La niña negra), Señora de las Sombras (La dama de las sombras), La Huesuda (La dama de hueso), La Niña Bonita (La Niña Bonita), La Madrina (La Madrina), y más reverentemente, La Santísima Muerte (La Santísima Muerte), es una santa amada por los pueblos desposeídos. Conocí a Santa Muerte en 2002 durante un trabajo de campo con trabajadoras sexuales transgénero inmigrantes indocumentadas de Guadalajara, México, que vivían en San Francisco. [1] La Santa Muerte ocupó un lugar destacado en los altares de las casas en sus habitaciones de hotel de ocupación individual. No me había encontrado con la santa antes y me sorprendió su obvia importancia en sus vidas. Así comenzó más de una década siguiendo a la Santa Muerte a México, California, la frontera entre Estados Unidos y México e incluso a pequeños pueblos en el norte de Wisconsin. En los primeros años de mi investigación, poca gente en México me hablaba de ella, y pocos en los Estados Unidos la conocían; ella era clandestina o desconocida. Ahora, Bony Lady está "fuera" y es muy visible. Desde principios del 2000, el culto ha crecido dramáticamente en México y Estados Unidos, especialmente entre los migrantes. Llegué a comprender su popularidad entre los migrantes y las comunidades LGBTQ en México; está asociada con personas que viven vidas precarias y / o están comprometidas con empresas peligrosas. Lo que me sorprendió, sin embargo, fue que las entidades gubernamentales tanto en los Estados Unidos como en México, compartieron mi interés en Bony Lady. La Agencia Antidrogas, el Departamento de Defensa, el Departamento de Seguridad Nacional, el gobierno mexicano y el ejército mexicano se oponen activamente al culto a la Santa Muerte. Un boletín de aplicación de la ley de la Oficina Federal de Investigaciones (FBI) afirma: “La capacitación informativa sobre la Santa Muerte puede resultar tan estresante para algunos agentes de la ley y agentes de seguridad pública que pueden enfermarse físicamente y desmayarse. Esto ha sucedido más de una vez. Los programas y escritos relacionados con el bienestar y la espiritualidad pueden proporcionar una 'armadura espiritual' ”(Bunker 2013).

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

La Iglesia Católica Romana también teme al santo flaco. La Iglesia en México y el Vaticano prohíben su culto. El cardenal Gianfranco Ravasi, director del Pontificio Consejo para la Cultura del Vaticano, declaró: “No es religión solo porque se disfrace de religión; es una blasfemia contra la religión ”(citado en Guillermoprieto 2013, s.f.). La Arquidiócesis Católica Romana de la Ciudad de México afirma que la Santa Muerte está en "oposición directa a las enseñanzas de la Iglesia y al culto adecuado" (O'Connell 2009, s.f.). Tanto la iglesia como el estado se oponen activamente a un santo no oficial adorado por millones en México y Estados Unidos.

La Santa Muerte encarna perfectamente la oposición a las respuestas estadounidenses contemporáneas a los migrantes indocumentados, así como a la exclusión histórica (y contemporánea) de la iglesia y el estado de los migrantes LGBTQ. Este ensayo explora la obsesión de Estados Unidos con la frontera sur como un medio para mantener puro el "cuerpo" del estado; el papel que juega la Iglesia Católica Romana en el cuidado de los cuerpos de inmigrantes indocumentados; el limbo legal y social que enfrentan las personas no autorizadas en los Estados Unidos cuando ya no están físicamente fuera de la frontera, sino en el “exterior del interior” (Kuntsman 2009); y cómo las fronteras y las políticas de inmigración controlan y reproducen el género y la sexualidad. La extensa discusión sobre las fronteras, ya sea entre estados nacionales, géneros o estados legales, proporciona el contexto para comprender la creciente popularidad de la Santa Muerte. Finalmente, el ensayo vuelve a la pregunta central de por qué tanto la iglesia como el estado se oponen y se sienten amenazados por la Santa Muerte. La subversiva Santa Muerte, favorecida por los migrantes indocumentados, incluidos los migrantes LGBTQ, brinda consuelo y protección contra la iglesia y el estado, al tiempo que refleja sus vidas liminales y precarias.

Fronteras

Expresar

La frontera entre Estados Unidos y México es la zona fronteriza más militarizada del mundo entre dos países amigos, lo que la convierte en "una de las líneas geopolíticas más contradictorias del mundo" (Cantú 2009, 59). En 2013, el senador John McCain proclamó con orgullo: "Seremos la frontera más militarizada desde la caída del Muro de Berlín" (citado en Johnson 2013, s.f.). La región fronteriza se asemeja a una zona de guerra de conflicto de baja intensidad. Existen puestos de control de estilo militar en las carreteras al norte de la frontera, y se permiten registros sin orden judicial dentro de las 100 millas. Los residentes ciudadanos locales están sujetos a múltiples paradas todos los días.

El peligroso cruce para los migrantes, además, no termina cuando cruzan la línea que separa a las dos naciones, sino que de hecho se extiende muy al norte de la propia frontera. Entre 1994 y 2012, se recuperaron 6.000 cuerpos a lo largo de este terreno traicionero. Estos números no incluyen a aquellos cuyos cuerpos nunca se han encontrado, por lo que subestima en gran medida el número real de migrantes que han muerto en el intento de cruces no autorizados. La frontera ofrece así un ejemplo llamativo de los “mundos de muerte cotidianos” descritos por los ensayos de Queer Necropolitics, en los que la “distinción entre guerra y paz se disuelve ante la banalidad de la muerte en las zonas de abandono que acompañan habitualmente a la democracia contemporánea. regímenes ”(Haritaworn, Kuntsman y Posocco 2014, 2).

El énfasis en las fronteras es sorprendente dada la creciente conexión global y el debilitamiento del estado neoliberal. Según Wendy Brown (2014), las fronteras son performativas; “funcionan teatralmente, proyectando un poder y una eficacia que no ejercen ni pueden ejercer” (25). En una época de erosión de la soberanía del Estado-nación, los muros brindan una cruda imagen del poder; pueden proyectar fuerza, pero señalan debilidad. Hastings Donnan y Thomas Wilson escriben sobre la "política corporal" de las fronteras: "La relación entre las fronteras estatales y el cuerpo humano se considera en términos de una metáfora biológica: el cuerpo encarna un sistema estatal de control espacial, o actúa como un exterior piel protegiendo un orden social nacional ”(citado en Van Schendel 2005, 316). Para su propia protección, los organismos nacionales expulsan las intrusiones extranjeras. A los inmigrantes indocumentados se les representa a veces usando metáforas de enfermedades, parásitos y plagas que amenazan, “debilitan e incluso matan a la nación” (Chávez 2013, 117). Donald Trump afirma que construirá un muro a lo largo de nuestra frontera sur para protegernos de "criminales, narcotraficantes y violadores" y "las enfermedades infecciosas que cruzan la frontera" (citado en Zerbib 2015, s.f.).

La muerte es obra de mujeres: Santa Muerte, una santa popular y sus seguidores femeninas

Kate Kingsbury

 

La Santa Muerte es un nuevo movimiento religioso que se originó en México. Se centra en la devoción a la muerte. Ha sido objeto de críticas por parte de la Iglesia Católica, el Estado mexicano y los medios de comunicación de todo el continente americano. En tergiversaciones que a menudo son racistas y sexistas, las instituciones anteriores han retratado a la Santa Muerte como un 'narco-santo', es decir, un santo adorado por narcotraficantes, y la religión descrita como una que solo los hombres violentos y bárbaros siguen. contrarresta esta descripción errónea que sugiere que la devoción a la muerte es un trabajo de mujeres. Detallo cómo las mujeres que han estado en el punto de apoyo de la expansión del movimiento han apelado durante mucho tiempo a la Santa Muerte. Describo cómo el conocimiento de la Santa Muerte sigue siendo germinado por mujeres que a través de la praxis tanatológica ginocéntrica se empoderan y crean espacios para enfrentar la violencia, la precariedad y la pobreza que acecha la poscolonia mexicana.

 

Notas

1.En 1910, José Guadalupe Posada, un ilustrador mexicano, dibujó La Catrina. La caricatura satírica fue creada para burlarse de las clases altas mexicanas de principios del siglo XX, durante la era de Porfirio Díaz, cuyos lujosos estilos de vida europeos se decía que estaban a expensas de las clases bajas. La Catrina se representa típicamente como una dama esquelética ataviada a la alta moda con un sombrero flexible de estilo francés. 2.La Llorona es un espíritu femenino en el centro de una leyenda mexicana. La historia es de una mujer que no amada por su esposo se ahogó con sus dos hijos en un río. Se le negó la entrada al cielo hasta que encontró las almas de sus hijos. Se dice que su espíritu acecha las vías fluviales llorando mientras busca a sus hijos, y se dice que va tras niños y hombres vagabundos. En 2017, su hijo fue asesinado a tiros y, en 2018, Vargas murió por causas naturales. La hija de Enriqueta ha tomado su manto. 5.Ver el artículo Dieciocho segundos. Cada 18 segundos una mujer es violada en Mexico in 'mujeres en red, el periódico feminista' http://www.mujeresenred.net/spip.php?article13 ver también el centro de información en https://www.gesmujer.org/

Referencia:

https://espadadeluzentuhonor.wordpress.com/hermanos-pleyadianos/

https://theculturetrip.com/north-america/mexico/articles/everything-you-need-to-know-about-santa-muerte/

https://www.bbc.com/news/world-latin-america-41804243

https://daily.jstor.org/who-is-santa-muerte/

Livia Gershon October 5, 2020 

https://hemisphericinstitute.org/en/emisferica-13-1-states-of-devotion/13-1-essays/santa-muerte-saint-of-the-dispossessed-enemy-of-church-and-state.html

Correspondence to Kate Kingsbury, Anthropology Department, University of Alberta, Edmonton, Canada.

  • Abbink J (2005) Vanguard or vandals: youth, politics and conflict in Africa. Brill, Leiden
    Google Scholar
      Aridjis E, Bernal GG, Hubbard BR, Reynoso T, Arrubla S (2007) “Santa Muerte” Film. Dark Night Pictures, United States
    Google Scholar
      Bartkowski JP (1998) Claims-making and typifications of voodoo as a deviant religion: Hex, lies, and videotape. J Sci Study Relig 37(4):559–579
    Carlsen L (2019) Mexico’s Search Brigades for the Disappeared: Rebuilding Society from the Ground Up. Program, Americas
    Google Scholar
      Chesnut RA (2017) Devoted to death: Santa Muerte, the skeleton saint. Oxford University Press, New York, p 12
    Google Scholar
      Chesnut RA (2018) Top Santa Muerte Leader Enriqueta Vargas is in the Bony Lady’s Embrace, Skeleton Saint, December 19th. https://skeletonsaint.com/2018/12/19/top-santa-muerte-leader-enriqueta-vargas-is-in-the-bony-ladys-embrace/
    Graziano F (2006) Cultures of devotion: folk saints of Spanish America. Oxford University Press
    Davis DE, de Guillermo Ruiz T (2013) Violence in Mexico City. In: Policing cities: urban securitization and regulation in a 21st century world, p 113
    Google Scholar
      De Beauvoir S (2010) The second sex. Knopf
    de los Rios Y, Lagarde M, Olivera M (2010) Terrorizing women: feminicide in the Americas. Duke University Press
    Deibert M (2014) In the shadow of Saint Death: the gulf cartel and the price of America’s drug war in Mexico. Rowman & Littlefield
    Executive Secretariat of the National Public Security System (NPSS), “Informacion sobre Violence contra las Mujeres” Report, 30th 2019
    Feuerbach L, George E. (l88l|1957). “The essence of Christianity.” Translated by Marian Evans London: Trubne & Co Ludgate Hill
    Guillmermoprieto A ‘The Vatican and Santa Muerte’, National Geographic, 2013, https://www.nationalgeographic.com/news/2013/5/130512-vatican-santa-muerte-mexico-cult-catholic-church-cultures-world/
    Kingsbury K (2014) New Mouride movements in Dakar and the diaspora. Doctoral dissertation, University of Oxford
    Google Scholar
      Kingsbury K (2018) Modern Mouride marabouts and their young disciples in Dakar. Anthropologica 60(2):467–479
    Article
      Google Scholar
      Kingsbury K (2019) The Knights Templar narcotheology: deciphering the occult of a Mexican narcocult. In: Bunker R, Keshawarz A (eds) Los Caballeros Templarios de Michoacán: imagery, symbolism, and narratives. Bethesda, El-Centro, pp 89–95
    Google Scholar
      Kingsbury K, Chesnut A (2020a) Not just a narcosaint: Santa Muerte as matron saint of the Mexican drug war. Int J Latin Am Relig 4:25–27
    Kingsbury K, Chesnut A (2020b) Santa Muerte: l’Amour et la Mort. Anthropologica 62(2):1–32
    Google Scholar
      Kristensen RA (2015) La Santa Muerte in Mexico City: The cult and its ambiguities. J Lat Am Stud 47(3):543–566
    Article
      Google Scholar
      Landes JB (1988) Women and the public sphere in the age of the French revolution. Cornell University Press
    Lewis O (1961) The children of Sanchez: autobiography of a Mexican family. Viking, New York
    Google Scholar
      Lomnitz C (2005) Death and the Idea of Mexico. Zone books
    McGee AM (2012) Haitian Vodou and voodoo: imagined religion and popular culture. Stud Relig 41(2):232
    Google Scholar
      McNeal KE (2011) Trance and modernity in the Southern Caribbean. University Press of Florida
    Nathan D (1999) Work, sex and danger in Ciudad Juarez. NACLA Rep Am 33(3):24–30
    Article
      Google Scholar
      Norget K (2006) Days of death, days of life: ritual in the popular culture of Oaxaca. Columbia University Press
    Olivera M (2006) Violencia femicida: violence against women and Mexico’s structural crisis. Lat Am Perspect 33(2):104–114
    Article
      Google Scholar
      Pansters WG (ed) (2019) La Santa Muerte in Mexico: history, devotion, and society. University of New Mexico Press
    Perdigón Castañeda JK (2008) La Santa Muerte, protectora de los hombres. México: Conaculta, Instituto Nacional de Antropología e Historia
    Peterson JF (2014) The Virgin of Guadalupe. Art Journal 51(4):39–47
    Porres VAP (2006) Vida y muerte en la cárcel: estudio sobre la situación institucional de los prisioneros. Plaza y Valdes
    Richards P (1996) Fighting for the rain forest: war, youth and resources in Sierra Leone. The International African Institute, James Currey and Heinemann, London
    Google Scholar
      Rodgers D (2006) Living in the shadow of death: gangs, violence and social order in urban Nicaragua, 1996–2002. J Lat Am Stud 38(2):267–292
    Article
      Google Scholar
      Rodgers D, Jones GA (2009) Youth violence in Latin America: an overview and agenda for research. In: Youth violence in Latin America. Palgrave Macmillan, New York, pp 1–24
    Google Scholar
      Roush L (2014) Santa Muerte, protection, and “desamparo”: a view from a Mexico City altar. Lat Am Res Rev 49:129–148
    Article
      Google Scholar
      Rovetto FL (2015) Violencia contra las mujeres: comunicación visual y acción política en “Ni Una Menos” y “Vivas Nos Queremos”. Contratexto 024:13–34
    Article
      Google Scholar
      Scott AME (1986) Women in Latin America: stereotypes and social science. Bull Lat Am Res 5(2):21–27
    Article
      Google Scholar
      Speed S (2016) States of violence: indigenous women migrants in the era of neoliberal multicriminalism. Crit Anthropol 36(3):280–301
    Article
      Google Scholar
      Toor F (1947) A treasury of Mexican folkways: the customs, myths, folklore, traditions, beliefs, fiestas, dances, and songs of the Mexican people. Random House Value Pub
    Vigh HE (2006) Navigating terrains of war: youth and soldiering in Guinea-Bissau, vol 13. Berghahn Books
    Washburn A (2016) Enriqueta Romero and the adoration of Saint Death’ Yahoo News, also featured in World Wide Religious News, https://ca.news.yahoo.com/enriqueta-romero-adoration-saint-death-080000713.html
    Wolf ER (1958) The Virgin of Guadalupe: A Mexican National Symbol. J Am Folk 71(279):34
    Wright MW (1999) The politics of relocation: gender, nationality, and value in a Mexican maquiladora. Environ Plan 31(9):1601–1617
    Wright MW (2011) Necropolitics, narcopolitics, and femicide: gendered violence on the Mexico-US border. Signs J Women Cult Soc 36(3):707–731

SANTA MUERTE - CONTEMPORARYFAITH.COM -
SANTA MUERTE - CONTEMPORARYFAITH.COM -
Santa Muerte - Contemporary Faith 2.jpg
Santa Muerte - Contemporary Faith.webp
Contemporary Faith Mictlantecuhtli-figur